Celos: ¿Por qué a ella sí y a mí no?

Inici Foros General Celos: ¿Por qué a ella sí y a mí no?

Viendo 5 entradas - de la 1 a la 5 (de un total de 5)
  • Autor
    Entradas
  • #331788
    Moyra
    Miembro

    Sé que hemos tocado este tema muchas veces en el foro, y por mi parte lo consideraba superado, despues de más de 2 años, pero no es cierto. Y me entristece.
    Ayer una de mis íntimas amigas dio a luz en un parto de 5 horas, fantástico y “fácil” (ningún parto es facil). Y siento envidia, o celos, o rabia por no haber sido yo la que se lleva el premio. Y encima, estos sentimientos me hacen sentirme rara, enfadada con la vida, aislada por no poder contarselos a nadie…
    Yo no quería un parto de 5 horas, solo quería que mi hijo naciera y viviera con salud. Solo quería lo que “casi” siempre pasa, me da igual si era tras 48 horas que tras una cesarea: queria a mi hijo vivo.
    Ademásotras 2 personas nos dijeron que estaban embarazadas. Me alegro por ellas porque sé que les va a ir bien. Da igual que sea por la SS o por lo privado. Sé que les va a ir bien. Pero no las tengo todas conmigo cuando se trata de mi. Pienso que algo me va a salir mal de nuevo, que no lo noto lo suficiente, que a mí seguro que algo me pasa. ¡Qué horrible sufrimiento! No poder disfrutar del embarazo… ahora mismo me iría a hacerme una eco de urgencias porque quiero sentirlo fuertemente, que me diga que esta bien!!!!
    Siempre es lo mismo con cada embarazo mío y de alguien querido. A veces tengo ganas de que pase esta etapa de nacimientos solo por no sentirme así. Me siento un bicho raro, estigmatizada por el destino. No quiero que nadie más sufra lo que yo he sufrido ni que ningún bebé más muera. Pero me siento tan desgraciada junto a todas esas madres que han podido disfrutar de nacimientos hermosos, de bebés sanos, que ven tan lejos lo que nos pasó a nosotros.
    Sé que me entendeis

    #331789
    Marta
    Miembro

    Queridísima Moyra,
    Vaya si te entiendo…
    A cada uno le toca una desgracia diferente.Nadie queda exento. Hay personas, como la que mencionas, a las que les es muy fácil parir hijos vivos; incluso las hay que han tenido 4, 5 o más, sin ningún problema jamás y ni siquiera saben qué riesgos han corrido.
    Pero cuánta gente conoces que vive infeliz porque no tiene pareja (y ni se ha podido plantear el concebir) o, tiene hijos, le acaban de despedir y no puede pagar hipoteca, o aquell@s a quienes les ha sorprendido una enfermedad crónica o letal…
    Mi intención no es consolarte con el mal de otros; simplemente te invito a reflexionar sobre la infinidad de males que caen, aparentemente, de forma aleatoria a unos y otros.
    Miro a mi alrededor y veo personas de mi entorno que sufren y paradójicamente los hay que ni tienen motivo de peso (o eso parece). Las noticias van minadas de horrores, sucesos en los que la realidad supera a la ficción.
    Creo firmemente que cada persona tenemos el reto de “superar” la adversidad que nos ha tocado para aprender algo que nos falta. Me niego a pensar que éste es un mal gratuíto. No me lo creo. No tiene sentido.
    Después de 2 años, he tenido tiempo de pensar, reflexionar, gestionar mis emociones, reenfocar mi nueva situación y, mi fuero interior me dice que hay algo más allá de lo perceptible.
    Ello no quita que me venga abajo de vez en cuando y el dolor me retuerza el alma. Precisamente por lo duro que es pasar por aquí y lo difícil que es seguir adelante, pienso que la pérdida de un hijo no puede ser un mero hecho.

    #331793
    Noelia
    Miembro

    Moyra!!!
    Qué razón tiene Marta!! Yo también me niego a creer que la pérdida de Cora es porque si. Sé que mi pequeña se ha ido para que aprenda una serie de cosas que me han ido surgiendo y van hacer de mí una nueva Noelia. Hace casi 8 meses ya y llevo todo un máster hecho!!
    Cada uno lleva su proceso, pero sé que esta experiencia no es porque si, no es en vano. Es una putada, lo sé, pero es por algo. Hecho de menos a Cora a cada instante pero a la vez le agradezco todo lo que me está enseñando, está haciendo mi camino, un camino con mil rocas que voy escalando pero tengo la gran absoluta seguridad que cuando las traspase, lo que haya detrás será maravilloso, en ocasiones ya empiezo a verlo, a lo lejos.
    Esta mañana compartia con otras mamás una frase que me encontré de golple, colgada en una pared, al poco de que nuestra niña se fuera: DETRÁS DE LO QUE PARECE UN PERCANCE, HAY UNA BENDICIÓN ESPERANDOTE.
    Esta frase me da fuerza. Me la repito muchas veces y al interiorizarla me da paz.
    Entiendo lo que dices de “las demás mamás”. Parece que en el mundo solo hay parturientas felices, inocentes y ajenas a la realidad. Nuestra realidad. Imagino que estar embarazada de nuevo potencia los miedos y las inquietudes, pero no te mereces esa tortura. Confía en la vida. Confía en que todo irá bien. No avances acontecimientos que no sabes si van a pasar o no. OBRA COMO SI EL FRACASO FUESE IMPOSIBLE!!!
    Mucha fuerza Moyra, eres una valiente!!!!
    Un abrazo guapa!!

    #331795
    laura
    Miembro

    Hola Moyra creo que en parte tienen un poco de razón ellas,porque más tarde o más temprano a todos nos toca pasar por algo terrible en la vida, pero la verdad es que yo cada día me pregunto ¿por qué a ella si y a mí no?
    Estoy en un círculo en que amigas, conocidas y familiares han tenido recientementeya su bebé antes que Éric y después de él siguen naciendo más sin ningun tipo de problemas.Cada día que me entero que ha nacido alguno más me alegra pero me siento una desgraciada por la envidia que me da el pensar la felicidad que deben estar disfrutando en el hospital mientras que yo vivi un calvario de 6 días de incertidumbre sabiendo lo que pasaría, que me pedirian desconectar a mi niño; y me pego cada berrinche! Y me da tanta rabia cuando la gente me dice”bueno son cosas que a veces pasan, pero ya tendreis otro”, que asco no entiendo como una persona que es madre te pueden decir eso así sin más,es que no se da cuenta por lo que he pasado,todas las ilusiones rotas,es que será otro pero otro niño no mi pequeño Éric.
    Tambien tengo a mi hermana embarazada que le queda un mes y tengo tanto miedo por ella, necesito que lo tenga cuanto antes para ver que está todo bien y quedarme un poco más tranquila porque después de lo mío está llevando un embarazo con mucha ansiedad,poca ilusión y mucho miedo.Nunca se me olvidaran sus palabras cuando estaba en el hospital me dijo:”ojalá se muriera el mio y se salvara Éric porque yo todavía no lo siento y me ha costado poco quedarme embarazada no como a tí”( mi peque nació con 39+2 y ella estaba de 11 semanas)Tenía una ilusión cuando me quedé embarazada que era hasta casi pesada siempre comprandome cosas,hablando con mi barriga…
    Deseo que saques fuerzas de donde sea para no obsesionarte con que pueda pasar algo, intenta pensar en positivo que ya verás como todo irá bien.Buena suerte!

    #331796
    Moyra
    Miembro

    Hola amigas,
    entiendo todo lo que me decís, porque yo también reflexiono y he reflexionado mucho sobre los mismos temas. Pero despues llega el miedo, (qué fuerza tiene el jodio) y lo arrasa todo. Todo lo que había construido hasta ahora en mi mente. Me debilita, me hace dudar, me paraliza. Ojala no existiera.
    Hoy voy al ginecologo. Por fin la tortura va a terminar. Hacia mucho que no estaba 1 mes sin ir, y voy a decirle que no puedo aguantar tanto sin verle. Es un tormento interno porque no quiero compartir con nadie lo que temo, por miedo (otra vez el miedo) a que se haga realidad si lo digo en voz alta. Pero lo pienso, todos los dias, que no le siento apenas, que no estoy segura de si lo que siento es el/ella… temo el momento de la ecografia ¿y si no veo el puntito latiendo? Dios, me entra el pánico… ¿donde esta mi fé ahora? Ademas mi hermana me acompaña hoy por primera vez, y no quiero que sufra más…bueno, doy por hecho que me van a dar malas noticias y estoy sintiendo verdadero pánico.
    Con María tuve suerte de sentirla tan pronto y tan fuerte, porque no sé que hubiese sido de mí.
    Laura PA, tu hermana es un angel. Lo que te dijo es tan generoso…yo tambien recuerdo a mi familia llegando el domingo, con sus caras sonrientes y ansiosas por saber cómo estaba el bebé, con bolsas de regalos que nunca llegué a abrir, y que se apresuraron a esconder porque me puse a llorar al verlas. Aun no sabia la verdad, pero mi corazon, mi alma de madre, sabia que algo no iba bien. Cuantas veces no lloraron por las esquinas del hospital, golpearon paredes, atendieron llamadas, etc… sufrian por el bebe y por mí. Despues de tantas ilusiones, de cómo mi hermana se acercaba a la tripa y le llamaba como a las ballenas… Creo que todas hemos sentido esto y hemos vivido esta otra realidad, muy distinta a la que imaginabamos. Yo tambien vivi un calvario de 19 dias, esperando un desenlace, pero tambien pude compartir 19 dias de vida con él, en un entorno muy diferente al que hubiese querido, pero… le ví, le toqué, le olí, le saborée, le mordí, le canté, le besé… todo lo que me dejaron hacer.
    Pero son recuerdos duros, muy muy dolorosos que es mejor dejar en un rinco del cerebro (me refiero a los momentos del hospital, no a los recuerdos escasos de nuestros hijos) porque es profundamente desgarrador.
    Sin embargo, ojala TODAS las familias de este rinconcito puedan vivir lo que vivi con María: regalos, flores, risas, … mi hermana hacia fotos de todo, de la puerta con las flores, de los regalos… me acuerdo que un monjita me dijo “si tienes tantos regalos por algo será…” (lo sabian todos en la planta), vino tanta gente, toda la gente, me sentí la persona mas feliz del mundo, cuanto contraste! Solo nosotras podemos vivir esa sensación porque ya hemos vivido el infierno.
    Ojalá se repita…

Viendo 5 entradas - de la 1 a la 5 (de un total de 5)
  • Debes estar registrado para responder a este debate.